Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros de análisis para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, así como para el análisis de su navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Blog

29 mayo, 2018

Soluciones para reforzar el techo y sanear las viguetas

Son muchos los motivos que pueden provocar daños en un techo. Desde humedades, corrosión o simplemente el paso del tiempo, pero es importante actuar a tiempo, ya que el forjado podría llegar a ceder.

Al igual que los aparatos tecnológicos, la ropa o los muebles, los techos también envejecen y ceden por diversos motivos, pero el problema principalmente siempre es el mismo: las viguetas, que son los elementos que reciben la carga del techo, no soportan dicha carga.

En este punto, es indiferente el tipo de vigueta que tengamos: de madera, metálica, prefabricada de hormigón, ‘in situ’, etcétera. En todas ellas pueden aparecer fisuras y deteriorarse con el paso del tiempo por diversos factores como el efecto del vapor que se genera en baños y cocinas, un incendio, las termitas, la corrosión u otros agentes agresores que hacen que la vigueta se dañe.

En el momento en el que la vigueta se estropea, el techo podría ceder y las dos soluciones más habituales hasta el momento eran o sustituirla o reforzarla colocando un apoyo.

Sin embargo, estas soluciones no son las más efectivas, ya que si decidimos sustituir la vigueta, deberemos demoler el forjado con todo lo que este tipo de obra supone. Y en caso de querer reforzarla, estamos ofreciendo un apoyo a un techo que ya está deteriorado y que seguirá cediendo hasta apoyarse completamente en el soporte que le estamos ofreciendo, generando daños en el piso de arriba, hasta que pare el asentamiento.

La solución más efectiva para reforzar un techo

Cuando el forjado está dañado, puede convertirse en un problema de seguridad para ti, tu familia y tu hogar. Por tanto, optar por el sistema NouBau, que nos ofrece una solución rápida, limpia y poco invasiva, se convierte en la opción más atractiva.

El sistema NouBau es una solución rápida, limpia y poco invasiva.

Pero ¿en qué consiste el sistema NouBau? Se trata de sustituir el techo pero sin demolerlo, lo que permite soportar todas las cargas sin esperar a que el forjado se apoye en él. Lo que hacemos es colocar unas vigas metálicas específicas (las viguetas NouBau), debajo de las antiguas dañadas y engancharlas a la estructura del edificio, realizando el montaje de manera que las vigas NouBau pasen a recibir la carga y las antiguas dejen de trabajar. El resultado es un forjado que descansa sobre unas vigas metálicas nuevas, más anchas y más rígidas.

En CEBE INGENIERÍA utilizamos este sistema porque garantiza la sustitución funcional de la viga vieja, sin tener que volver a preocuparse del problema y además de una manera segura y efectiva, para que el cliente no tenga que preocuparse por nada.

Categorías: Techos

Etiquetas: , ,